El TC 2000 cumplió con la cuarta fecha de su extraño campeonato en Neuquén, donde corrió dos finales que fueron ganadas por Jorge Barrio (Toyota) y Bernardo Llaver (Chervolet).

Con sólo 19 autos y pocos pilotos de jerarquía, la que fuera la categoría más tecnológica del país sigue sin lograr despertar interés, cambiando a cada rato el sistema de carreras y clasificaciones y siendo difícil de entender.

En esas dos finales del domingo, Agustín Canapino llegó octavo y cuarto respectivamente, quedando tercero a 16 puntos del líder, su compañero Llaver en el equipo que comanda técnicamente el arrecifeño Guillermo Cruzzetti. Segundo está Julián Santero con Toyota.

Comentarios

comentarios