Mientras Pablo Salomón (45 años, conocido en el rubro carnicero) pasó su primera noche como detenido en la sede de la División Drogas Ilícitas en San Nicolás, aumentan las sospechas sobre los hechos que la banda que integraba habría concretado en jurisdicción de San Pedro y el resto de la zona, incluido Arrecifes.

Salomón pasó por Defensoría y Fiscalía para luego ser trasladado a San Nicolás. Foto: La Opinión de San Pedro

Las escuchas son contundentes y lo involucran de lleno en al menos dos causas, pero el avance de la instrucción permitirá establecer su vínculo directo con una gran cantidad de robos, asaltos y delitos relacionados con la piratería del asfalto cuyas características coinciden con la modalidad de actuación de la banda

En las alrededor de 60 mil horas de escuchas queda en claro que estos delincuentes perpetraron una cantidad incalculable de hechos en San Nicolás, Ramallo, San Pedro, Baradero, Arrecifes y Capitán Sarmiento. Tras desbaratar la organización y detener a miembros sindicados como los cabecillas, entregadores y organizadores de los asaltos, la investigación procura ahora establecer con precisión cada delito que cometieron.

Los audios involucran directamente a Pablo Salomón en el asalto a un camión en ruta 191, cuando en cercanías de Villa Sarita y a bordo de una camioneta de color gris sustrajeron la recaudación a un camionero arrecifeño cuando sabían que había estado en San Pedro y regresaba a nuestra ciudad.

La banda compuesta por al menos cuatro sujetos se llevó el dinero y regresó por el mismo camino provincial en sentido a San Pedro hasta perderse de vista. Allí “Don Pablo” o “Atrevido”, como lo llamaban los miembros de la banda en las comunicaciones telefónicas, ofició como entregador.

Este caso es el que abre las sospechas sobre la participación de Salomón en otros hechos donde los malvivientes actuaron con la misma modalidad: bien vestidos, todos de oscuro, bien hablados y con buenos modales, sin ejercer violencia, fuertemente armados y prácticamente sin dejar huellas tras cometer los delitos.

Los hechos registrados en la jurisdicción de San Pedro y que coinciden con el accionar de la banda son los que sucedieron en el Apart Club San Pedro a principios del mes de septiembre y otros dos en jurisdicción de Pueblo Doyle.

En una de las escuchas se lo detecta a Salomón ofreciendo diferentes herramientas que, por las características que brinda en el diálogo telefónico, podrían ser las sustraídas al casero de un campo ubicado en cercanías de Ingeniero Moneta a quien también le llevaron el auto, que luego apareció abandonado en inmediaciones del Puerto.

La otra causa en la que se lo vincula de manera directa es por venta de drogas, modalidad que no desconoce ya que en el año 2012 había sido detenido por un caso similar, por el que cumplió condena de seis años de prisión.

La causa es amplia y podría derivar en otras circunstancias una vez que culminen todas las actuaciones que comenzaron tras el desbaratamiento de la banda. Además, la investigación procurará establecer quiénes eran los ejecutores de los asaltos, puesto que para cada hecho “contrataban” la “mano de obra necesaria”.

En el caso de San Pedro no se descarta la participación de otras personas que actuaban en conexión con Pablo Salomón, puesto que en las escuchas aparecen señalados otros delincuentes, como uno que cumplía arresto domiciliario y que era el contacto local para un asalto que se frustró porque el detenido “le cayó la gorra” a la casa, una inspección del Servicio Penitenciario.

IMPONENTE OPERATIVO

La envergadura del operativo quedó evidenciado en el compromiso asumido por las distintas dependencias del departamento judicial de San Nicolás que con la participación de todos los juzgados de Garantías y seis Fiscalías, una labor sin precedentes.   

Los procedimientos fueron solicitados por el fiscal Patricio Múgica Díaz, quien está a cargo de la UFI tematizada en estos tipos de delitos, mientras que a la vez intervinieron los jueces Román Parodi, Ricardo Prati y María Eugenia Maiztegui, más y las fiscalías N° 3, 4, 6, 11, 12 y 14.

En total fueron 27 los allanamientos dispuestos, uno en San Pedro y los restantes en territorio nicoleño. Este jueves, la Policía fue a apresar a Salomón a la casa que alquilaba en el barrio Azahares y lo puso a disposición de la Justicia.

En San Nicolás allanaban la sede de la Agencia de Recaudación bonaerense (ARBA) puesto que uno de los cabecillas de la banda, conocido como Pato Cordisco, es empleado de esa dependencia pública. La policía también irrumpió en su domicilio.

Además, detuvieron a otro integrante de la organización ilícita en San Nicolás y a un cuarto en Villa Lynch, partido de San Martín. Entre los allanamientos en territorio nicoleño hay uno que se desarrollaba en un estudio jurídico vinculado a la banda.

Fuente: La Opinión de San Pedro

Comentarios

comentarios