En los primeros minutos del domingo 22 de enero, exactamente a las 00:15, dejó de existir Alberto de Echániz. El Vasco fue una auténtica institución de Arrecifes, un hombre ejemplar y jefe de una tradicional y apreciada familia de Arrecifes. Tenía 88 años.

Hoy lamentablemente tenemos que informar que Carmen Mercedes Montardit, su compañera de toda la vida, no pudo estar más de tres meses sin su esposo y anoche se fue para permanecer junto a él durante toda la eternidad.

Carmen tenía 83 años, fue docente y, entre otras cosas, vicedirectora del Jardín de Infantes “Gabriela Mistral”. Su pérdida es una de esas que enlutan a gran parte de la comunidad. Pero para los que creemos en Dios, estamos convencidos de que Alberto y Carmen no murieron: simplemente decidieron seguir juntos.

Comentarios

comentarios