Luego de más de un mes sin llover y con una necesidad imperiosa de agua para el campo, a las 20:00 de hoy finalmente llegó la lluvia a Arrecifes, pero lamentablemente lo hizo acompañada de fortísimas ráfagas de viento que superan los 70 km/h.

La tormenta de viento ya derribó algunos árboles y causó diversos daños que de inmediato obligaron al trabajo de Bomberos Voluntarios.

La lluvia es copiosa y se aguarda que las fuertes ráfagas de viento disminuyan. Mientras tanto, se aconseja a los vecinos permanecer en sus hogares.

Comentarios

comentarios