El inefable Marcos Di Palma en otra de sus locuras, esta vez en la intimidad de su familia. Trabajando con una pequeña retroexcavadora sacando tierra en la construcción de su casa, se tomó unos minutos de distracción.

Como no puede con su genio, subió a su mamá a la pala de la máquina y comenzó a ‘torturarla’, subiéndola y bajándola mientras le preguntaba cuál es su hijo preferido.

Según el entorno familiar -y el propio Marcos- el hijo preferido de su madre es José Luis, el mayor de los hermanos; pero no la bajó de la máquina hasta que no consiguió que Tana dijera que el hijo que más quiere es él.

Mirá el imperdible video

Comentarios

comentarios