Foto ilustrativa

El domingo por la noche, durante un patrullaje por barrio FONAVI, la policía advirtió que en calle Tucumán (Casa 7, sector A3) un sujeto se encontraba agachado en una moto de color oscuro.

Al detenerse el móvil para identificar a esa persona, la misma intenta huir. Los uniformados lograron su detención, comprobando que era un menor de edad y no pudo justificar qué hacía junto a esa moto, una Guerrero Trip 110 de color bordó que tenía el arranque violentado.

Marcelo Alberto Bustos, domiciliado en la citada casa, manifestó ser el propietario de la moto y desconocer al menor. El chico fue aprehendido y se secuestró la moto a los fines pertinentes. Se dispusieron los recaudos legales para con el menor y posteriormente  fue entregado a sus padres.

Comentarios

comentarios