Los gremios docentes iniciarán la tercera semana del ciclo lectivo con huelgas en algunos distritos, reanudación de negociaciones paritarias y hasta con una presentación ante la Justicia Federal para lograr una mejora de los sueldos durante el ciclo lectivo 2012.
En ese marco, los sindicatos de la docencia bonaerense volvían hoy a reunirse con técnicos del gobierno de Daniel Scioli en paritarias.
En tanto, la Unión de Docentes UDOCBA realizará hoy, desde las 10:30, un plenario de secretarios generales para analizar la posibilidad de instrumentar nuevas medidas de fuerza en caso de que la oferta nueva que acerque el gobierno no satisfaga sus reclamos.
También hoy los gremios nacionales CTERA y UDA pedirán a la Justicia la impugnación de la resolución del Ministerio de Educación nacional que fijó el piso salarial de 2.800 pesos del maestro con un cargo sin antigüedad en todo el país.
Apoderados de los sindicatos rechazaron la resolución 229 de la cartera educativa que dirige Alberto Sileoni al señalar que al fijar el piso salarial va “contra el artículo 10 de la Ley de Financiamiento Educativo que plantea el funcionamiento de la paritaria del sector con el gobierno para discutir salarios”.
A nivel nacional, los educadores piden un sueldo inicial de 3.000 pesos, mientras el gobierno dispuso un 19,7 por ciento de aumento al fijar ese piso en 2.800 pesos.
El caso más conflictivo, hasta hoy, es el de Santa Fe donde los docentes agremiados en AMSAFE confirmaron un paro de 48 horas desde el miércoles que fue considerado como “improcedente” por el gobernador socialista Antonio Bonfatti.
Los santafesinos rechazaron por insuficiente una suba de haberes del 21 por ciento en dos partes, un monto que para el mandatario era “la última oferta, porque es la realidad que tiene la provincia” y abogó por reanudar el diálogo.
En el caso de Buenos Aires, donde los docentes ya cumplieron cinco paros en demanda de aumentos, el gobierno ofreció un sueldo inicial de 2.860 pesos y, si bien hoy podría elevar esa suma con cien pesos más, los gremios evaluaban pedir que “400 pesos del aumento” para incorporar al sueldo básico.
En tanto, la Unión de Trabajadores de la Educación (UTE-CTERA) convocó a realizar durante esta semana abrazos simbólicos a escuelas, volanteadas y radios abiertas, en rechazo del cierre de 221 grados, dispuesto por autoridades de la Ciudad de Buenos Aires.
La convocatoria, denominada “una semana de lucha contra el cierre de grados y cursos”, se iniciará hoy con una conferencia de prensa a las 8 frente a la Jefatura de Gobierno porteña, continuará con abrazos a escuelas y volanteadas, y finalizará el viernes con una marcha.
El cierre de cursos se adoptó a través de la disposición 15 de la Dirección General de Educación, que dispuso el cierre de 221 grados, lo que implica la superpoblación de alumnos en las divisiones.
Al respecto, el diputado porteño Francisco “Tito” Nenna (FPV) afirmó que “Macri amuralla la educación pública para beneficiar a las escuelas privadas” y remarcó que “el cierre de cursos es para expulsar a los alumnos y cercar a la escuela pública”.

Comentarios

comentarios