¿Que nos está pasando en Arrecifes?

¿Que nos está pasando en Arrecifes?



Primero que nada, dejar en claro que el rebrote de casos de Covid en Arrecifes se debe a nosotros mismos, muchos de los ciudadanos que nos relajamos, dejamos de cuidarnos y violamos todo tipo de protocolo archisabido que debemos mantener.

Más allá de eso, desde hace tiempo hay varias situaciones comunicacionales y/o ejecutivas de la Municipalidad que son sumamente extrañas, confusas y en algunos casos irresponsables. Y en esto es importante no olvidarnos de algo: ni ésta ni ninguna gestión municipal es dueña de la ciudad; son funcionarios elegidos por nosotros, los vecinos, para representarnos y cuidar de nuestros intereses y nuestros derechos. Por eso tenemos las atribuciones de reclamar si entendemos que no están haciendo debidamente el trabajo por el cual les pagamos con nuestros impuestos.

Hoy nos enteramos por los medios de comunicación nacionales que el Gobierno de la Provincia de Buenos Aires retrocedió a Arrecifes a Fase 3. Lo escuchamos de la propia boca del jefe de Gabinete, Carlos Bianco, y con el propio Axel Kicillof a su lado. En el mismo momento, ellos dos dijeron que lo hablaron con el intendente Javier Olaeta y con otros ocho que bajaron a esa fase.

Sin embargo, paralelamente la Municipalidad de Arrecifes emite un comunicado oficial diciendo que “el intendente Javier Olaeta participó esta mañana de una reunión vía zoom con el gobernador de la provincia de Buenos Aires, Axel Kicillof.Durante el encuentro se evaluó la situación epidemiológica de la provincia y se analizó que medidas desde la gobernación podrían llegar a tomarse en los próximos días”. ¿Cómo se entiende?

Por otra parte, la semana pasada funcionarios municipales se quejaban de que no había llegado la vacuna contra el Covid a Arrecifes y sugirieron (más en privado pero también algunos públicamente) que éramos discriminados por ser un gobierno de Cambiemos.
Las vacunas llegaron ayer y aún no se informó si alguien se vacunó y qué van a hacer con las 450 dosis que descansan en el Hospital Santa Francisca.

Desde el Estado municipal se nos pide que nos cuidemos, que no nos reunamos ante la andanada de contagios que estamos sufriendo, y paralelamente la misma Municipalidad organiza una serie de recitales públicos en la terraza del Balneario.

Sabemos que hay muchísimos contagios de Covid diarios, porque la mayoría en Arrecifes nos conocemos y también porque recibimos mensajes de las propias personas afectadas, pero la Municipalidad ya no los informa. Y los números generales que a veces emiten, no coinciden con lo que se eleva al Sistema Sanitario. Todo confuso.

Y así podemos seguir. Antes de las fiestas de Navidad y Año Nuevo se comunicó que “no se van a permitir las fiestas de más de 200 personas, en consonancia con lo dispuesto por el Gobierno bonaerense”. Sin embargo, permitieron todas las fiestas multitudinarias que se realizaron mientras obligaron a salir de la calle a grupos de 10, 20 o 30 personas que se reunieron en la puerta de sus casas a celebrar.

Y si continuamos, a través de la Secretaría de Seguridad municipal se informa sobre el esclarecimiento de robos que no se informó que hubieran ocurrido. Todas las semanas hay asaltos a viviendas (y de otro tipo) en Arrecifes y no se advierte de ello a la población. Se argumenta que es “para no entorpecer las investigaciones”, lo que es una falacia y alcanza con ver cómo nos enteramos por los medios de robos en todo el país, menos en nuestra ciudad.
Además, por una “decisión política” del Intendente, desde hace un tiempo se les prohibió a las autoridades policiales locales hablar con la prensa.

Estamos refiriéndonos a temas importantes, por citar solo algunos, de los cuales los ciudadanos tenemos el derecho de saber, de conocer lo que realmente pasa. Algo no está funcionando bien y debe corregirse. La gente no puede vivir ignorando lo que ocurre con lo que es de todos, con el sector público. Y mucho menos teniendo temor de manifestar disidencias por recibir “aprietes” o represalias a causa de ello.

Comentarios

comentarios