Como ocurrió hace unos días en la segunda curva de Todd, donde los despistes son frecuentes y los vuelcos no extrañan, este domingo sucedió en Viña.

También en la segunda curva de esa localidad, por la ruta 8, un Renault Mégane II que circulaba en sentido Pergamino-Arrecifes “se comió” el cerrado viraje, se descontroló y volcó.

Los Bomberos Voluntarios de nuestra ciudad y una ambulancia del Hospital Municipal acudieron al lugar del accidente, pero afortunadamente los tres ocupantes del Mégane, oriundos de Pergamino, salieron ilesos.

Las curvas en Todd y en Viña son peligrosas, es verdad; pero si los conductores circulan con prudencia nadie vuelca. Más peligrosos que la ruta son algunos manejando.

Comentarios

comentarios